Publicidad

lunes, agosto 18, 2008

ALEGRÍA DE VIVIR. VARIACIONES SOBRE UN TEMA DE RAY HEREDIA.


El infierno de tu gloria
Ha pasado por mí
Ahora siento y pienso adentro
Alegría de vivir
Alegría de vivir
Cuando estás cerca de mí
Ahora siento y pienso adentro
Lo que habrá dentro de mí


Los días alegres, riendo, riéndonos. Las noches dando vueltas en la cama. Sin dormir, sin descansar, sin que los razonamientos, a cada cual más estúpido dejasen que durmiera. El infierno y la gloria juntos en tu presencia. Por el día tan felices, por las noches tan triste, solo en mi cama. Pero cuando estabas cerca de mí, así de cerca de mí, alegría de vivir. Por la noche, no lo sabes y te lo digo, buscando qué sería lo que habría dentro de mí. ¿Qué habrá en mi interior? ¿Habrá algo? ¿Estaré vacío? ¿O lo que estaba era lleno de ti?

Lo que habrá dentro de mí
Lo que habrá dentro de mí
Yo la busco y no la encuentro
Mi manera de sentir
Mi manera de sentir
Mi manera de sentir
Yo la busco y no la encuentro
La alegría de vivir


Y después ya siempre sólo. Buscando la respuesta a las estúpidas cuestiones que mi cerebro iba formulando. Y a veces hasta encontrándolas. Pero sin saber aplicarlas a la realidad. Sin saber vivir ¿qué era eso que estaba dentro de mí? ¿por qué me quitaba la ilusión, la manera vieja de vivir contento y feliz contigo o sin ti? Y siempre solo buscando la respuesta, la alegría, el rasgo que me hiciera revivir, ver la vida vuelta en sí misma, el gesto mínimo que hiciera que volviera a reírme de mí mismo, de ti, de todo.
El infierno de tu gloria
Ha pasado por mí
Ahora siento y pienso adentro
Alegría de vivir


Y aunque siempre solo, tu recuerdo me hacía feliz a ratos en ocasiones largos. Porque tu gloria había pasado por mí y se había quedado en algunos sitios y en muchos recuerdos. Y sentía, yo solo, mirando el vacío desde el sofá la alegría de vivir, sin nada, sin nadie, sólo feliz por haber estado un día contigo hacía ya tanto tiempo.

Lo que habrá dentro de mí
Lo que habrá dentro de mí
Yo la busco y no la encuentro
Mi manera de sentir
Mi manera de sentir
Mi manera de sentir

Pero era tan poco rato. Luego volvía la sensación de vacío, de pérdida, qué habría dentro de mí, que era eso que no sabía definir o que tal vez no quería definir, que no quería saber, por qué lo buscaba si sabía que cuando pronunciara la palabra me haría tanto daño. Mi manera de sentir, mi manera de sentir, de no sentirte, de sentirte dentro y lejos, de sentirte lejana ya aunque estuvieras a mi lado, junto a mí. Sin encontrar la alegría suficiente para vivir, sin saber cual sería mi manera de sentir. Sin encontrar nada, perdido y solo, alejado y sin salida, como si la idea se me hubiera enquistado sin dejarme sentir ya nada, a nadie.

Yo la busco y no la encuentro
La alegría de vivir
Ahora siento y pienso adentro
La alegría de vivir.


Y ahora busco simplemente la alegría. Vivir contento. Pero sin ti. Y es tan difícil. La alegría de vivir se me quedó contigo. Y ahora no soy capaz de volver a encontrarla.

Alegría de vivir. Matisse.

1 comentario:

CRISTINA dijo...

y a veces alguien se aleja de nuestra vida, y nos deja perdios, solos con su recuerdo, que a veces como tú dices, nos hace fuertes, pero otras tantas tan débiles... Y es entonces cuando tenemos que buscarnos detro, ser capaces de reencontrarnos.

El post me ha encantado porque adoro esta canción XD