Publicidad

martes, febrero 27, 2007

CREATURA INSTRUYE

¡Hola amig@s!

Desde Cretura no solamente queremos dar a conocer las tendencias culturales y formas de expresión con las que cuentan los humanos para hacer de su vida algo más útil y provechoso, sino que pretendemos aprovechar este blog para, de cuando en cuando, ofrecer algún consejo que nos permita tener un día a día más agradable y féliz.

Y por ello, por su contenido y funcionalidad, opinamos que el de hoy puede ser de los que hacen época. Imaginemos la siguiente situación: Llegáis a casa del... (pon aquí el nombre de tu supermercado favorito ) y os apetece tomarte una lata de refresco (principalmente Cerveza) bien fresquito. Pero como acabáis de comprarlas y están más calientes que una novia, ¿Dónde y cómo las enfriamos? ¿Podemos hacer algo? ¿Hay alguna forma de acelerar el proceso?¿Podemos engañar a la Madre Naturaleza para que trabaje para nosotros? PUES SI, SÍ PODEMOS.

Si metemos la lata en el congelador tardaríamos entre 20 y 30 minutos, pero si en lugar de meterla sola, la ponemos dentro de un recipiente con agua y hielo, ¡Tarda en enfriarse de 3 a 5 minutos! ¡Y si ponemos sal en el agua: 2 minutos! Incluso hicimos la prueba en la nevera porque no teníamos espacio en el congelador empleando un tazón con agua, sal y dos cubitos de hielo. Resultado: fría en 5 minutillos. La lata pasó de temperatura ambiente (18º C) a tener hielo flotando. Esta técnica (la del hielo, el agua y la sal) se suele usar en los hoteles para enfriar y mantener frío el champán.

Explicación: La mezcla baja rápidamente de temperatura sin llegar a congelarse gracias a la sal. Ésta, para disolverse, necesita energía y tendrá que tomarla absorbiendo el "calor" del agua. A la vez, el hielo se derretirá puesto que el contacto con la sal disminuye su temperatura de solidificación. Y para perder la estructura sólida también necesita energía por lo que también la tomará del agua enfriándola aún más. Por supuesto, el contacto con el exterior "dificulta" nuestro objetivo (el aire caliente aporta energía) pero en una nevera el proceso no tendrá freno.

Asi, ¡¡¡Ya nunca volverás a tener las bebidas (o sea: cervezas) calientes antes de una fiesta!!!

2 comentarios:

CRISTINA dijo...

Jo, la primera vez que entro en un blog y consigo información útil... como en un bar vuelvan a ponerme una cerveza caliente les suelto esta retaila... a ver que me cuentan.
Pero, ¿sabrías decirme que hacen en los bares cuando la cerveza está congelada? ¿Te la cambian? ¿Tienen algún método para que el hielo se deshaga?
Un saludo

Creatura dijo...

Pues si. Uno de nuestros redactores nos ha comentado que en Portugal te la dan con el chorro de vapor de la cafetera y tan contentos.

Y en el ya mítico Stoner parece ser que se la bebían los camareros ¡Aunque esto quizás es una leyenda urbana!